• 0
Todos los parques naturales de la A a la Z
A
  • A
  • B
  • C
  • D
  • E
  • F
  • G
  • H
  • I
  • J
  • K
  • L
  • M
  • N
  • O
  • P
  • Q
  • R
  • T
  • U
  • V
  • W
  • X
  • Y
  • Z
Parque natural de Westhavelland: agua, vastas extensiones y estrellas fulgurantes

Parque natural de Westhavelland: agua, vastas extensiones y estrellas fulgurantes

El parque natural de Westhavelland, al oeste de Berlín, se caracteriza por la presencia del agua, y en concreto, por el río Havel y su depresión. Además, cuenta con uno de los cielos nocturnos más oscuros de Alemania.

Las tierras de Westhavelland son sinónimo de verdes praderas hasta donde abarca la vista, salpicadas por bosques, lagos y el río Havel, cuyo curso inferior atraviesa el parque natural entre las ciudades de Brandeburgo/Havel y Havelberg. A nivel internacional, Westhavelland junto con el lago Gülper See se conocen por ser un lugar que acoge a las aves migratorias del norte y es el hábitat para numerosas especies de animales y plantas en peligro de extinción. Aquí podrá descubrir numerosas aves acuáticas y de llanuras de mareas, castores y nutrias, águilas marinas y milanos reales, así como las últimas avutardas comunes de Alemania.

Los parajes de llanuras aluviales y de turberas, inundados regularmente y con flores de gran colorido por primavera de la "Hondonada del Bajo Havel", dominan el paisaje desde hace siglos. Contemplar el paisaje desde el agua es, por lo tanto, una actividad obligada. El paraje fluvial del Havel, con su pintoresca ubicación, invita a disfrutar de relajadas excursiones en canoa o a bordo de casas flotantes, o a realizar paseos en barco. Se puede atracar en el pueblecito de Milow, donde en el centro del parque natural descubrirá los tesoros naturales de las tierras de Westhavelland; en la ciudad de Rathenow, famosa por sus lentes ópticas, con un excepcional casco antiguo; o simplemente en una de las idílicas aldeas alrededor del río Havel.

También se puede recorrer el vasto y llano paisaje de esta zona en bicicleta, por ejemplo a lo largo del carril bici del Havel, una de las rutas fluviales de cicloturismo más bellas de Alemania; por el carril bici de la región del Havel que parte de la metrópoli de Berlín o siguiendo la ruta de Otto-Lilienthal. El primer Parque de Estrellas de Alemania invita a contemplar un singular cielo nocturno con miles de estrellas fulgurantes durante todo el año.

Discover your favourite spot