Friedrichshafen

Un paraíso vacacional mediterráneo junto al lago: Friedrichshafen

Friedrichshafen es un destino ideal para unas vacaciones de relajación: su excepcional ubicación a la orilla norte del Lago de Constanza, su maravilloso clima y su entorno de ensueño abren una serie casi ilimitada de posibilidades en, junto a y sobre el agua. Pero también en el aire, porque, al mismo tiempo, la ciudad de los globos dirigibles es un lugar de ensueño para los fanáticos de la técnica y los apasionados de la aeronáutica.

Friedrichshafen es otra forma de llamar a unas vacaciones perfectas: innumerables hoteles, pensiones y casas de vacaciones ofrecen un alojamiento agradable, a menudo vinculado al bienestar, y siempre disponen de ofertas adicionales como senderismo, rutas en bicicleta, actividades ecuestres, vuelos y viajes en globo. Y naturalmente con deportes acuáticos de todo tipo: viajes en barcos a motor, vela, submarinismo, surf, canoas, esquí acuático o tablaestela; aparte de que el Lago Constanza es un lugar extraordinario para bañarse. También contribuye enormemente al éxito de este destino el clima, que es suave, meridional y soleado como en casi ningún otro rincón de Alemania.

Primero disfrutar al aire libre y luego comer bien

Algunas de las atracciones favoritas de los visitantes —típicas de Friedrichshafen— son también las excursiones en el Zeppelin NT o a bordo de uno de los numerosos barcos de pasajeros y de recreo. Desde la torre panorámica junto al espigón también se disfruta de hermosas vistas: una escalera conduce a una altura de 22 m, desde donde se extiende una panorámica impresionante de la ciudad, del Lago Constanza y de los Alpes suizos y austriacos. Desde aquí, la impresión que causa la belleza natural del Lago Constanza es también maravillosa: la región es como un jardín insólito y enorme al pie de los Alpes, bendecido con grandes plantaciones frutales, viñedos y áreas naturales protegidas. Una diversidad cosmopolita y una atmósfera siempre alegre y llena de vida convierten a Friedrichshafen y a su entorno en un núcleo del optimismo. Un pequeño paseo por el paseo marítimo, uno de los más hermosos y largos de todo el Lago Constanza, premia al visitante con unas magníficas vistas. Claro que estas vistas son aún más agradables si se viven desde la perspectiva de uno de los numerosos locales que invitan a probar las especialidades suabas: pescado fresco y los nobles vinos de la región.

La Edad Media en el monasterio y la aeronáutica en el museo

Con todo, además de las bellezas naturales, hay muchas otras cosas que ver: la Isla monástica de Reichenau , por ejemplo, Patrimonio Cultural de la Humanidad por la UNESCO y modelo de la arquitectura monacal de la Edad Media. O, un poco más mundano, el Museo «Zeppelin », en la estación de ferrocarril junto al puerto, que no solo exhibe la colección más grande del mundo sobre la historia de la navegación aérea, sino también una relevante exposición de arte desde la Edad Media hasta la época moderna. O el Museo Dornier, otro punto esencial sobre la historia de la aeronáutica de Friedrichshafen. La historia de la empresa Dornier se presenta sobre una superficie de exposición de 5000 m2 y en el parque colindante de una manera tan interesante como espectacular; ni más ni menos interesante y espectacular que casi todo lo que ofrece esta sorprendente ciudad llena de vitalidad.

 

Descubra Alemania, destino turístico, en el mapa

Agregar aquí sus favoritos. Guarde, clasifique, distribuya e imprima su selección y planifique todo su viaje por Alemania.

0 favoritos seleccionados