Via Claudia Augusta ©Regio Augsburg Tourismus GmbH
Rutas turísticas de la A a la Z
La Via Claudia Augusta

Via Claudia Augusta – una de las calzadas romanas más importantes

Sin la contribución de los romanos, nuestra cultura sería impensable. La Via Claudia Augusta recorre unos 700 km tras las huellas de los romanos, desde Donauwörth en Baviera, atravesando los Alpes hasta Ostiglia a orillas del Po en Italia. Esta arcaica vía cultural y comercial del Imperio Romano fue la calzada más importante de esta era que se extendía a orillas del Danubio y del Lech por el sur de Alemania hasta Italia.

Hace unos 2.000 años los romanos construyeron la única calzada estatal imperial que atravesaba los Alpes. Se extendía desde la antigua ciudad fluvial de Hostiglia en Italia (hoy Ostiglia a orillas del Po), por el puerto de Reschen y el de Fernpass, hasta el Danubio. Así, durante siglos y en un recorrido de 700 km, constituyó una línea de aprovisionamiento militar, y la conexión más importante entre la madre patria romana y las ricas provincias del norte.

Desde el Danubio a Italia imitando a los romanos

La Via Claudia Augusta muestra todavía en la actualidad cómo los ingenieros romanos le ganaron la partida a la naturaleza. Similar a como lo hicieron con los acueductos, los conductos romanos por donde se conducía el agua, lograron atravesar campos y montañas, sin que montes o ríos supusieran un obstáculo. Para poder llevar a cabo rápidamente las operaciones militares, se necesitaba disponer de calzadas bien trazadas que pudieran soportar el peso de la infinidad de botas de los soldados y los coches de caballos con pesados herrajes.

La piedra angular de la Europa moderna

Los romanos también trajeron el idioma y la escritura, la organización administrativa, la religión, el derecho, el calendario y las monedas, así como otros muchos logros atravesando los Alpes. En todos los rincones se conservan numerosos testimonios en esta histórica arteria vital así como sus vestigios y se redescubren en la imagen actual de las calles en no pocas ocasiones. Pero en la Via Claudia Augusta también se aprecia la diversidad de particularidades de las regiones, de cada época, de las personas y las culturas, ya sea en rutas cicloturísticas, practicando senderismo, en una peregrinación, desde el coche o en un viaje en la línea de diligencias.

El triunfo de la diversidad

Al visitante le espera una mezcla inolvidable de paisajes, bulliciosas ciudades, apacibles pueblos, cientos de testimonios de una convulsa historia, tramos íntegros de vías, puentes, mojones, etc. Continuamente se encontrará con los vestigios de una calzada con más de 2.000 años y de la vida que ha tenido lugar sobre sus piedras. Los yacimientos arqueológicos, las exposiciones y los monumentos a lo largo del recorrido documentan las épocas pasadas. Los pintorescos paisajes culturales, el folclore y la hospitalidad son una herencia cultural que se puede descubrir muy de cerca. Las delicias culinarias de la gastronomía y bodegas regionales también tienen su público. Como curiosidad, algunas empresas ofrecen incluso platos tal y como se elaboraban en la época de los romanos.

Via Claudia Augusta

Longitud: 700 km aprox.

Temática: cultura, arqueología, romanos, historia

Lo más destacado:
Augsburgo: capital de la provincia romana, zona residencial Fuggerei, zona recreativa de Siebentischwald
Donauwörth: Deutschordenshaus, iglesia de planta basilical
Füssen: baños romanos históricos, centro de artes escénicas, viaje en barco por el lago Forggensee
Königsbrunn: Mithraeum, museos
Landsberg a. Lech: casco antiguo, puente del Lech
Lechbruck am See: Museo de Balsas
Schwangau: castillo Neuschwanstein, termas Kristalltherme

www.viaclaudia.org

Herramienta para navegar sin barreras

Dos prácticas combinaciones de teclas permiten ampliar la imagen al navegar en la red:

Aumentar: +

Reducir: +

Para más ayuda, consulte con el proveedor de su navegador haciendo clic en el icono: