• 0

Parques zoológicos: bienvenidos a la gran exposición de animales

Cada año, los parques zoológicos son un destino popular para más de 40 millones de visitantes, y para la mayoría de ellos la única oportunidad de ver de cerca animales salvajes como elefantes, leones, monos y reptiles.

De alguna manera, los jardines y parques zoológicos tienen un poder de atracción mágico. Ofrecen la oportunidad de ver en vivo a interesantes animales que viven normalmente en lugares remotos. Las vivencias con animales salvajes en la naturaleza son casi siempre muy emocionantes e interesantes, pues estos animales son generalmente muy recelosos y algunas veces extremadamente peligrosos. Pero en el zoológico pueden admirarse, puede acercarse a ellos, algunas veces incluso acariciarlos o darles de comer o ver cómo les dan de comer, y todo esto sin necesidad de tener miedo. No importa si es la casa de los monos o el recinto para acariciar animales, los niños siempre se sienten a gusto en el zoológico. ¿Cómo duermen las jirafas o los peces? ¿Están los mapaches siempre limpios? ¿Por qué tienen los pingüinos alas, y qué hacen los osos en invierno? En los parques zoológicos encontrará la respuesta a todas estas preguntas. Las verdaderas estrellas del zoológico, que regularmente llaman la atención de los visitantes, son los animalitos muy jóvenes: minielefantes, graciosos bebés leopardos de nieve, pequeños osos polares, encantadores monitos o diminutos peces payaso. Algunos de ellos logran cosas extraordinarias y otros son simplemente encantadores cuando retozan junto a sus padres. Una visita en un terrario es algo más especial, pues son la meca de las arañas, escorpiones, culebras y otros reptiles. Y no olvidemos los fantásticos y misteriosos mundos submarinos o los espectáculos con delfines, que maravillan por igual a los visitantes. Hay jardines zoológicos, parques temáticos zoológicos, parques de aves, acuarios y casas de mariposas: la oferta de los jardines y parques zoológicos es tan variada como la naturaleza misma. Pero los parques zoológicos alemanes no son solo una experiencia incomparable para toda la familia, sino que participan también activamente en programas internacionales de cría y conservación de especies, y usted apoya también estos programas con su visita.

El jardín zoológico de Berlín, situado en medio de la parte occidental de la ciudad, se halla entre los lugares emblemáticos más visitados de la ciudad con alrededor de tres millones de visitantes. Inaugurado en 1844, se extiende a lo largo de unas 35 hectáreas y se considera uno de los zoológicos más antiguos, amplios y con mayor número de especies del mundo. seguir leyendo »

El parque zoológico de Augsburgo, ubicado en la ciudad del mismo nombre en la periferia norte de la zona recreativa de Siebentischwald, muy cerca del jardín botánico, es una de las instalaciones culturales más visitadas de la Suabia bávara. seguir leyendo »

En pleno centro de la ciudad de Dresde, ubicada a orillas del río Elba, a pocos metros de la Frauenkirche (Iglesia de Nuestra Señora), se encuentra uno de los zoológicos más antiguos de Alemania en el parque Grosser Garten. Alrededor de 3000 animales de casi 300 especies invitan a las personas de todo el mundo a pasar una jornada agradable con ellos. seguir leyendo »

Todo un año de diversión para familias en el parque zoológico de Rostock, el mayor zoo de la costa del Mar Báltico alemana. En una área de 56 hectáreas en la zona recreativa periurbana Barnstorfer Wald, más de 2000 animales de alrededor de 250 especies esperan su visita. seguir leyendo »

El zoológico de Leipzig, una maravilla a nivel mundial creada por la naturaleza y el hombre, es uno de los parques zoológicos de mayor tradición de Alemania. Alberga muchas especies poco frecuentes de animales, tales como la foca del Baikal, el ciervo almizclero y el okapi. seguir leyendo »

El parque zoológico de Colonia fue fundado en 1860 y es uno de los más antiguos y grandes de su tipo en Alemania. Es un extraordinario destino para excursiones familiares durante todo el año y haga el tiempo que haga, ubicado en Colonia, la ciudad a orillas del Rin con su catedral gótica Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO. seguir leyendo »

Hamburgo no tiene un zoológico, Hamburgo tiene el parque zoológico Hagenbeck, es decir animales, parque y cultura. Desde 1907 este verde oasis de casi 19 hectáreas a las puertas de la ciudad hanseática es uno de los destinos locales predilectos, independientemente del tiempo que haga. seguir leyendo »

El parque zoológico Hellabrunn de Múnich, en el espacio natural protegido en la cuenca del río Isar, fue fundado en 1911. El primer zoológico geográfico del mundo dispone de casi 40 hectáreas en las que viven más de 19.000 animales y es una de las instalaciones zoológicas más grandes y con mayor variedad de especies de Alemania. seguir leyendo »

Ver más