• 0
Seleccione...
A
  • A
  • B
  • C
  • D
  • E
  • F
  • G
  • H
  • I
  • J
  • K
  • L
  • M
  • N
  • O
  • P
  • Q
  • R
  • T
  • U
  • V
  • W
  • X
  • Y
  • Z
The Baden wine region, Achkarren in the Kaiserstuhl mountains

La comarca vitivinícola de Baden: vinos de la mayor calidad

Baden es una comarca vitivinícola muy singular. Protegida por un lado por las montañas del Odenwald y de la Selva Negra y por la cordillera de los Vosgos por el otro, en esta región reina el clima más soleado y cálido de Alemania, con unas temperaturas casi mediterráneas. Este clima tan suave y el rico suelo convierten a Baden en una de las mejores comarcas vitivinícolas de Europa. Vinos extraordinarios, ricos manjares y una hospitalidad muy desarrollada son los símbolos que marcan la forma de vida de Baden; esta región es la meca de los gourmets.

Peculiaridades regionales

Superficie vitícola y variedades de uvas

Suelos

Clima

Viticultores y cooperativas

Mentalidad

Lo más destacado de la región vitivinícola

La Ruta del Espárrago de Baden ofrece lo que su nombre promete, y los verdaderos amantes de la buena comida lo saben desde hace tiempo: aquí la élite de los espárragos se ha erigido un "monumento". Junto con al carril-bici que discurre en paralelo, la ruta supone todo un placer desde el principio hasta el fin. Se inicia en Schwetzingen, la ciudad de los espárragos, y continúa cerca de 136 km por Reilingen, Karlsruhe y Rastatt hasta Scherzheim.

En primavera, todos los gourmets esperan impacientes la llegada del espárrago igual que el inicio de temporada de las dulces fresas. Ya el Rey Sol, Luis XIV, era un gran aficionado a los espárragos, y en torno a 1750, también el príncipe elector Carlos Teodoro le cogió el gusto al preciado vegetal. En el actual jardín de palacio de su residencia de verano en Schwetzingen mandó cultivar la real verdura. Desde aquí se extendió el consumo del espárrago en el siglo XVIII poco a poco a las cocinas de la Corte y de los principados vecinos.

Le interesa saber...

Ya en la era del medievo, el espárrago era muy apreciado como planta medicinal contra cualquier dolorcillo. En los últimos tiempos, el espárrago se ha convertido en una verdura considerada muy sana con efecto depurativo y contra el estrés. En la actualidad, una dieta a base de espárragos se contempla como una de las medidas para agradables para cuidar la salud.

Una declaración culinaria de intenciones

Desde aproximadamente mediados de abril hasta el 24 de junio se recolectan las blancas hortalizas. Durante esta época el visitante puede observar al recolector, e incluso ofrecer su ayuda, ya que a ambos lados de la Ruta del Espárrago tienen lugar un gran número de animadas fiestas del espárrago, mientras los restaurantes invitan a la mesa con sus especialidades de espárragos recién cosechados. "Verdura real, tallos de primavera o marfil comestible": así de variadas son las comparaciones como grande es la fascinación que ha ejercido siempre el espárrago en los sibaritas.

Espárragos y vino

Ya sea blanco, verde o de un delicado tono violeta, sin los espárragos, la primavera gastronómica es impensable, pero también sin un buen caldo que la acompañe. Aquí es donde el vino de Baden entra en acción, que como acompañante armonioso mantiene una relación íntima con el espárrago. ¿Quién hubiera podido pensar que el espárrago y el vino maridarían tan bien? Ya sea temporada de espárragos o de vendimia, esta ruta tiene mucho que ofrecer en cualquier estación del año.

En la antigua tasca con estufa rusa o en la «tasca de Tomi Ungerer», con revestimientos de madera en la pared y artesonado en el techo, se sirve comida regional creativa, en función de la temporada y escogiendo preferentemente los productos de la Selva Negra: caza de la mejor calidad y unos vinos de fábula del monte Kaiserstuhl, de Ortenau y de la región Markgräflerland. Preste atención también a la producción de quesos de la casa.

Una encantadora casa restaurada del estilo Selva Negra, acogedora hospitalidad, una amplia zona de Spa y un restaurante que ha sido distinguido con 1 estrella Michelin todos los años ininterrumpidamente desde 1966 y que dispone de una excelente carta de vinos. Aquí podrá dejar tras de sí la rutina diaria y vivir unos días de relajación llenos de bienestar, disfrute, romanticismo y actividades deportivas.

Junto a la parte antigua de la ciudad de Friburgo se encuentra situado este hotel de lujo de 5*****, un punto de partida ideal para un paseo por la ciudad, una excursión a la Selva Negra, al monte Kaiserstuhl o a la región Markgräflerland. El restaurante gourmet, que ha recibido varios premios gastronómicos, tiene en su carta más de 500 vinos diferentes y, bajo petición, ofrece una «cena enológica», en la que cada plato puede maridarse hasta con tres vinos diferentes.
Ver más